CONFINAMIENTO. DÍA 46

¡Lo que faltaba!

Pues no me mandan una carta de hacienda advertiéndome que tengo que hacer la declaración de la renta.

Y no es una carta genérica, no, es personalizada, dirigida a mí. ¡Caramba con hacienda, ni las catástrofes mundiales pueden detenerla!

Además el tono de la misiva es tal que así:

-. “No se crea que porque no hizo la declaración de la renta en 2018 se va a librar en 2019, ¡jua, jua!”

Pues me van a dar un palo de aúpa, porque no tengo nada para desgravar.

Bueno, sólo ha sido un recordatorio, no como la vez que, trabajando como autónomo, casi me hacen una inspección. Y todo porque tenía una casilla sin marcar en el formulario 037. Lo grotesco es que el impreso me lo rellenaron en la delegación de hacienda, sí llego a hacerlo yo igual acabo preso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: